Prensa Latina

El jueves 30 y viernes 31 se reunirá el Comité Nacional del Paro,  en protestas pacíficas organizadas por la Central Unitaria de Trabajadores de Colombia (CUT), que aglutinarán a diversas organizaciones sindicales, sociales y populares. Entre sus reivindicaciones se encuentra el descontento ante el incumplimiento de los Acuerdos de Paz, que ha traído consigo el asesinato de centenares de líderes sociales.

Colombia es el país en el que más muertes de líderes sociales se producen. Los últimos datos que compartió Indepaz, del pasado 27 de enero, sumaba hasta 27 líderes asesinados. Es decir, se igualaba el número de líderes asesinados al de días transcurridos en el inicio de año. El último de ellos, Fernando Quintero Mena, en la región del Catatumbo. 

Estas protestas se remontan a noviembre de 2019, donde las multitudes comenzaron a salir a las calles en la capital, Bogotá, pasando a tener trascendencia nacional, con especial fuerzas en grandes ciudades como Medellín, Cali o Barranquilla, así como en zonas menos urbanas, que son las principales afectadas en cuanto a la violencia sistemática. Dichas protestas fueron consideradas las más multitudinarias del país desde hacía cuatro décadas, y se espera que para su continuidad en el año 2020 tengan el mismo calado. 

 El descontento de la población está alzando la voz frente a un gobierno que no está sabiendo gestionar un problema estructural que ha desatado, paradójicamente, una nueva guerra tras los Acuerdos de Paz, sumada a los problemas que se prevén con la implantación de la reforma tributaria. 

Category
Tags

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *